En muchas webs podemos leer artículos del estilo: “1.001 claves imprescindibles de cómo bajar de peso sin hacer dieta”, y la primera frase que lees es la de: “consume nosecuantas calorías de nosequé alimento (lleno de azúcares o almidones)” o “no cenes mucho porque tu cuerpo acumula grasas por la noche”, u otra muy buena “tienes que desayunar siempre y hacer 5, 6, 8, 10 comidas al día, no te saltes ninguna”.

Te echas las manos a la cabeza y te preguntas, ¿pero de dónde han sacado estas ideas y cómo tienen la conciencia tranquila después decir tales cosas sin remordimientos?.

Mucha gente lo puede leer y creérselo, aunque esas afirmaciones no estén basadas en ciencia, simplemente se tratan de leyendas y mitos sin fundamento científico.

Como sabéis todo lo que aquí se escribe tiene una base científica que lo corrobora. Y eso nos permite dormir a pierna suelta por las noches, sin ningún remordimiento ni sensación de que podemos hacerle más mal que bien a las personas si escribiéramos esos cuentos.

 

¿Cómo podemos perder peso sin hacer dieta?

 

Una dieta para adelgazar rápido es algo que en sí no tiene mucho sentido, principalmente porque las dietas implican un efecto rebote en el 100% de los casos.

Por el mero hecho de llamarle dieta para bajar de peso rápidamente, incluye la palabra dieta, y eso conlleva unas reglas y pasos como si de un juego se tratara. Y para alimentarnos saludablemente y perder peso o bajar kilos de grasa no consiste en un juego, sino en una realidad y la creación de unos hábitos saludables.

 

Aprende a adelgazar sin dietas creando hábitos saludables

 

Tienes que meterte en la cabeza, y cuesta mucho porque es difícil, a priori, interiorizarlo, que no se puede bajar de peso sólo con dieta, o simplemente adelgazar con una dieta.

La clave principal es la de marcarte objetivos, saber la estrategia para alcanzarlos y ejecutarlos, siendo conscientes de que podemos conseguirlos.

Normalmente un nuevo hábito lo suele asimilar tu cuerpo y mente en torno a los 30 días, unas cuatro semanas de seguimiento sobre las actividades nuevas que estamos realizando.

Pero si te alimentas saludablemente, siendo consciente de que la forma en la que te estás alimentando está beneficiando a tu cuerpo y te va a llenar de vigorosidad y energía, no vas a necesitar más a la dieta milagrosa de moda.

 

No existe una dieta de adelgazamiento para cambiar de hábitos

 

Si nos lanzamos y luchamos por conseguir un objetivo que deseamos lograr y poco a poco vamos viendo, percibimos que nos acercamos y que el esfuerzo merece la pena, ahí es donde nos empezamos a dar cuenta que estamos empezando a cambiar de nuestros hábitos nocivos hacia unos hábitos saludables y beneficiosos para nuestra salud.

Las dietas impiden que podamos lograrlo por sus características propias, reglas y pasos estrictos.
Tenemos que avanzar con los pies firmes y con el conocimiento de lo que comemos de nuestro lado.

Hay que ser perseverante, constantes y tener claros nuestros objetivos, no temer cuando caemos, porque siempre nos podremos levantar y aprender del error que acabamos de cometer para utilizarlo a nuestro favor y seguir avanzando hasta nuestras metas.

 

Acelera el metabolismo y conseguirás eliminar grasa

 

Si conseguimos realizar el cambio de hábitos, lograremos cruzar la frontera engañosa de la dieta y notaremos que estamos yendo por el buen camino. El camino que nos conduce hacia el conocimiento de nuestro metabolismo y cómo nos permite usarlo para eliminar la grasa que nos sobra.

Otra clave importante que conseguimos con la alimentación saludable es la de eliminar grasas estando en reposo, sin aparente actividad, pero que nuestro cuerpo se beneficia al tener un metabolismo basal elevado.

De ese modo nuestro cuerpo acelerará tu metabolismo y conseguirás que utilice tu propia grasa para transformarla en energía para el correcto funcionamiento de tu cuerpo.

 

Consulta los estudios científicos en los que nos basamos para los artículos de la web.

 

Si tienes dudas déjalas en los comentarios y lo hablamos.

Pin It on Pinterest